Los autónomos rechazan la nueva propuesta de cotización de Escrivá

Se rebajaría la cuota más elevada hasta los 991 euros en 2031 y se suprimen los dos tramos superiores. “Se deja fuera el 40% de los autónomos”, subraya el presidente de ATA, Lorenzo Amor

El Ministerio de Inclusión y Seguridad Social ha hecho una nueva propuesta sobre el sistema de cotización por ingresos reales para los autónomos que rebaja la cuota más elevada para dejarla en 991 euros en 2031 para los que tienen rendimientos superiores a 3.190 euros mensuales frente a los 1.266,6 euros propuestos anteriormente, que contenía tramos hasta los 4.050 euros. Asimismo, se reducen tramos y se redefine el concepto de rendimiento neto.

En la propuesta inicial, el Ejecutivo planteaba 13 tramos de cuotas que oscilaban entre los 184 y 1.267 euros, en función de los ingresos. En la franja de rendimientos entre los 900 y los 1.500 euros, las afectadas en los tramos intermedios por las reducciones de cuotas planteadas por el Ministerio, había tres tramos con cuotas que oscilaban entre los 293,94 y los 413,1 euros.

Tramos cotización autónomos 

La nueva propuesta reduce las cuotas que tendrán que abonar los autónomos con ingresos intermedios, entre 900 y 1.500 euros al mes y suprime los dos tramos superiores para los que contaban con mayores ingresos

El presidente de la Federación Nacional de Trabajadores Autónomos (ATA), Lorenzo Amor, criticó que el Gobierno “sigue empeñado en empezar la casa por el tejado” y avisó de que “el problema no son los tramos”. Para Amor, el problema radica en los autónomos societarios y colaboradores que no tienen rendimientos por actividades económicas. Por ello, ATA vuelve a decir “no” a la nueva propuesta, porque “deja fuera” a en torno al 40% de autónomos.

“Hay un millón de autónomos que tienen rendimientos cero, la inmensa mayoría autónomos societarios y autónomos colaboradores, de los que Hacienda no tiene rendimientos de actividades económicas”, por lo que el sistema que plantean es “ficticio”.

“Vamos a seguir hablando, negociando y dialogando. Pero seguimos pensando que debe tener otra solución a lo que están poniendo ahora mismo encima de la mesa”, zanjó el presidente de ATA.

Los tramos comenzarían en aquellos con rendimientos superiores a 700 euros que pagarían en 2031, al final del periodo transitorio, una cuota de 214 euros, por debajo de la mínima actual pero superior a los 183,6 euros recogidos en la propuesta anterior, para una base mínima de 600 euros.

Asimismo, se ha modificado el concepto de rendimiento neto del que se quitan amortizaciones y provisiones junto a un 5 % por gastos corrientes. Esta cuantía de rendimiento neto es la que va a determinar en qué tramo debe cotizar cada autónomo y era uno de los principales escollos para ATA.

La vicepresidenta de ATA, Celia Ferrero, asistente en la reunión, ha explicado que la propuesta que les ha trasladado el Gobierno “modifica los tramos, eliminando los dos superiores y bajando la cuota a los dos tramos por encima del salario mínimo interprofesional (SMI)”.

Para el presidente de la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA), Eduardo Abad, la nueva propuesta de la Seguridad Social es insuficiente. “Los tramos superiores tienen que hacer un mayor esfuerzo contributivo para que los tramos inferiores tengan que reducir su esfuerzo contributivo”, ha afirmado en declaraciones remitidas a los medios.

UPTA reclama un “ahorro sustancial” para los autónomos que tienen rentas de trabajo más bajas, de forma que quienes ingresan 8.400 euros anuales puedan ahorrarse 960 euros al año respecto de lo que pagan en la actualidad.

Además, la organización ha exigido que el sistema de protección social se alargue a cuatro años para el tramo de ingresos más bajos.

Los agentes sociales volverán a reunirse con los representantes del Ministerio el próximo lunes para tratar de acercar posturas.


FUENTE:  LA RAZÓN